miércoles, marzo 30, 2005

Mas vida despues de la vida?

Ayer estaba pensando en el tan traído y llevado tema de Terri Schiavo, la mujer cuya familia se enfrascó en una lucha legal para que les autorizaran (o no) la eutanasia y no pude evitar decirle a mi marido “Por favor, si algún día me llegara a pasar algo así ¡no me dejen conectada por años!” Y de pasada le recordé que ya doné mis órganos, que si el Centro Nacional de Donadores de Órganos no se acuerda, se los recuerde él. He visto tanta gente que muere esperando un órgano, que me parece egoísta querer conservarlos una vez muerta. ¿Porqué no darle vida a otras vidas si tú ya no lo necesitas?

No sé porque pero no nos gusta pensar en la muerte, yo de hecho no la había enfrentado tan de cerca hasta el año pasado pero me hizo concientizarme de muchas cosas y una de ellas es que lo más preciado que tenemos es nuestro día a día. No hay como gozar un tibio atardecer, ver jugar a un niño, escuchar el mar o sentir el beso de unos labios cálidos y suaves.

¡Vivamos la vida al máximo!

7 comentarios:

Mariomv dijo...

Hola Andy, que tal? Implementando el SAP en tu empresa? Pero bueno, con respecto a tu post de hoy, claro que uno debería de ser conciente de la gran cantidad de gente que espera con ansiedad, la donación de un órgano. Desafortunadamente, no estamos concientizados de que, por malas jugadas del destino, algún día, nosotros o algún familiar, pudiesemos requerir de esa ayuda.

Felicidades por tu decisión de donar tus órganos.

Feliz día . . . CARPE DIEM !!!

RAGAZZA dijo...

Si Andrea, muchas felicidades, y ojalá y todos adoptemos esa filosofía de vivir la vida al máximo. Saludines!!!

Alfredo Mora dijo...

A mi que me lleven a la banda, nada ni nadie de negro, los órganos donados y que al final, me cremen y me repartan a mis plazas favoritas: la casa, el estadio, zihuatanejo y tepoztlán. Eso si será vivir, con todo y don de obicuidad. Besos. Que ya se muera Terri, por humanidad.

Economista dijo...

Estoy contigo querida Andrea... esa es la filosofia que trato de vivir cada dia... uno no sabe si cuando se despedide de alguien es la ultima vez que lo vas a hacer... en fin. Respecto a la donacion de organos ojala que todo se manejara transparenteme pero al parecer quien tiene mas $$$ es quien recibe los organos. Te mando saludos

AndreaLP dijo...

Fijate Eco que tengo muy cerca a una persona que tiene cierto poder economico y lleva 3 años a la espera de un riñon, y conozco a una persona humilde que espero menos de un año y hoy vive felizmente trasplantada. Quiero creer que es cuestion de suerte y no que se mueven oscuros intereses detras. Si estan interesados en la donacion, el CNDO tiene un numero 800: llamas, das tus datos, llenas unos cuestionarios y al poco tiempo te llega por correo tu tarjeta de donador junto con una carta. Asi nos evitamos dimes y diretes si morimos sin previo aviso, no?

Y lo que le esta pasando a Terri es un crimen, tienen mas compasion por los condenados a muerte que con ella!

Saludos!

Economista dijo...

Gracias Andrea por tu comentario ayuda a aclarar la idea que comentaba... por cierto ya viste el blog de temoris?... alli marcela expone su caso y es similar a del terry. Sigo mandando saludos.

Dra. Kleine dijo...

Fijate chica, que con respecto a la cultura educativa de la muerte pocos son los que en una familia hablan para ser claros. Casi nunca nadie habla acerca de la realidad, se evita, pero siempre es necesaria, cosa que evitaría muchos transtornos en personas que no aceptan que un familiar se haya marchado. Hace falta también hablar de que en algún momento moriremos y dejaremos de estar ahi.